>>>Un crucero por el río de los Reyes

Un crucero por el río de los Reyes

Conoce la capital tailandesa al mismo ritmo que fluye el río Chao Phraya. Desde ferris económicos con rutas exprés a viajes al pasado en lujosas barcazas de arroz fabricadas con madera de más de un siglo de antigüedad.
N

o es solo una de las señas de identidad de Bangkok, Chao Phraya también está considerado el río más importante de Tailandia por su caudal y por su historia. Importante vía de comunicación, es conocido como el “río de los Reyes” por la abundancia de peces de la que gozaba en tiempos del rey Rama I (finales del siglo XVIII, principios del XIX). Chao Phraya nace en Nakhon Sawan (al norte de Tailandia central), en la confluencia de los ríos Ping y Nan. Uno más rojizo y otro más verdoso, la unión de ambos se va abriendo paso por varias provincias del centro del país hasta llegar a Bangkok y terminar desembocando en el océano a través del Golfo de Tailandia.

Una ciudad como Bangkok, con casi diez millones de habitantes, no es fácilmente abarcable. No puede verse de un vistazo, pero un paseo en barco por el Chao Phraya permite contemplar algunas de las principales atracciones de la capital tailandesa, como Wat Arun, el Gran Palacio o Wat Pho (el Templo del buda reclinado). En las aguas de Chao Phraya ‘habitan’ desde ferris que hacen rutas exprés, hasta cruceros de lujo pasando por antiguas barcazas de arroz rehabilitadas. Los primeros, como Chao Phraya Express, son utilizados por los locales como medio de transporte habitual y son la forma más rápida –y económica– de conocer la ciudad o de dirigirse a los sitios de interés. Muchas de estas rutas comienzan en el muelle central, junto a la estación BTS Saphan Taksin. También son comunes para transportar mercancías de un lado al otro de la ciudad, tal y como se hacía tres siglos atrás.

Vista nocturna de Chao Phraya
Chao Phraya divide Bangkok en dos mitades.

La paz de Bangkok

Además de ser uno de los símbolos de Bangkok, Chao Phraya es todo un respiro en una ciudad tan ajetreada como la capital tailandesa. Se estima que unas 50.000 personas utilizan sus ferris para ir o volver del trabajo. Un tráfico que se ‘ahorran’ las abarrotadas calles de la ciudad.

Para rutas tranquilas que permitan conocer algunos de los canales de la ciudad, lo mejor es contratar un ‘long-tail boat’, las típicas barcazas de madera tailandesas que se caracterizan por su forma alargada. El mejor momento del día para embarcarse en alguna de ellas es el atardecer, con el sol poniéndose entre las siluetas de los monumentos de la capital, que se van iluminando según cae la noche. Por algo Bangkok es conocida como “La Venecia de Oriente”.

 

Para quienes dispongan de más tiempo, la compañía Anantara ha reconstruido algunas barcazas de arroz fabricadas con madera de teca de más de 100 años para adecuarlas a las comodidades actuales. Sus cruceros son de varios días de duración, por lo que no se limitan a recorrer el río a su paso por Bangkok. Es el caso del Tour de los Templos de Oro de Ayutthaya (Ayutthaya Thousand Golden Temples Cruise), que llega hasta esta ciudad que se encuentra 70 kilómetros al norte de Bangkok.

Barco navegando en Chao Phraya
El sistema fluvial al que pertenece Chao Phraya supera los mil kilómetros de extensión.

Un recorrido de tres días a bordo del Anantara Dream. Pasa junto al Gran Palacio o el Templo del Amanecer, y va realizando varias paradas para conocer la antigua vida del río que aún se mantiene y sus rituales tradicionales. En el interior, donde antes se almacenaban los granos de arroz, ahora se han habilitado lujosas suites donde no falta el champán ni las vistas a todo lo que Chao Phraya puede ofrecer en sus 372 kilómetros.

Ferris en Chao Phraya
Los ferris que transitan en el río están organizados en cinco líneas.

Artículos relacionados

La nueva ciudad del lujo

“Exclusividad” es lo que buscan los viajeros para quienes el precio no es un problema. El lujo en la capital...

Bangkok y su amor por los tejados

No es lo mismo callejear por la capital tailandesa que observarla a cientos de metros del suelo. Y si es...

“Yo no elegí Bangkok, fue el destino”

La escena culinaria de Bangkok está cambiando. Entrevistamos a dos de sus protagonistas, Gaggan Anand, chef del mejor restaurante de...

‘Keep calm and… sawadee krap’

Desde un retiro en un templo budista hasta una tumbona en una playa paradisiaca, pasando por un masaje o un...