>>>The O.C. o dónde vivir después de alcanzar el sueño americano
Foto: Austin Neill

The O.C. o dónde vivir después de alcanzar el sueño americano

Surf, mansiones, palmeras y el encanto californiano que has visto en tus series favoritas. California here we come!
T

iene uno de los niveles de vida más altos de California y pudimos comprobarlo en la pequeña pantalla con series como ‘The O.C.’ (nota para los no-millennials: ‘The O.C.’ era el culebrón adolescente por excelencia a principios de los 2000. En él se narraban las desventuras de un grupo de niños ricos de la Costa Oeste. Una especie de ‘Gossip Girl’, pero con playa). Situado a tan solo 30 kilómetros de Los Ángeles, Orange County, más conocido como The O.C., ha sabido hacerse un hueco en el corazoncito de los millonarios gracias a sus playas de arena dorada, su aire surfero y relajado, y, claro, su glamour.

Solo hace falta conducir a lo largo de la Pacific Coast Highway para encontrar mansiones de color crema y vistas panorámicas al océano. Las más lujosas se encuentran en Newport Beach y Laguna Beach, las ciudades más televisivas del condado. El precio medio de una casa en Newport Beach es de 2.450.000 dólares y en Laguna Beach de 2.250.000.

Vistas del Pacífico desde Orange County
Orange County se encuentra entre el condado de Los Ángeles y el de San Diego.
Foto: Ritz Carlton

El sueño americano de los más pequeños

Orange County no es solo el paraíso de los ricos, también es el de los niños. Allí se encuentran tres de los parques de atracciones más importantes de California: Disneyland y California Adventure, de la factoría Disney, y Knott’s Berry Farm, “el primer parque temático de América”.

Antes de convertirse en estrellas de la tele, Laguna y Newport conquistaron también a las celebrities de Hollywood. John Wayne se mudó a una casa con vistas a la bahía de Newport a mediados de los 60. Por allí paseaba su yate, el ‘Wild Goose’, “el lugar donde más feliz era” según sus hijos. Humphrey Bogart, Lauren Bacall y Greta Garbo eran miembros del Balboa Bay Club, uno de los clubs privados más elegantes del sur de California, también con vistas a la bahía y al puerto de Newport. Hoy este “patio de juegos de los ricos y famosos” sigue siendo una referencia para la alta sociedad con una marina exclusiva donde aparcar el yate, servicio de spa y una agenda llena de eventos para la ‘jet set’ californiana.

 

Para sentirse como uno de ellos hay otras opciones igual de glamourosas que no requieren membresía. The Deck en Laguna Beach, especializados en marisco fresco y cócteles de autor, tiene una situación inmejorable, muy cerca de la orilla, mientras que The Rooftop Lounge, desde lo alto de La Casa del Camino, presume de ser uno de los locales más clásicos del condado, a donde acudían las estrellas de los años 20. El hotel Montage Laguna Beach, cuya piscina tiene vistas al océano, es el mejor para practicar ‘celebrity-spotting’, el arte de ver famosos. Uno de los últimos en alojarse fue Justin Bieber y el estilista de la alfombra roja, Kim Vo, tiene aquí un salón. Para cenar se puede ir al mexicano Las Brisas o A Restaurant, dos de los favoritos de los locales.

Victoria Beach, Laguna Beach
Victoria Beach es la playa más fotogénica de Laguna Beach gracias a su piscina de agua salada.

Si te invitan a uno de los numerosos eventos necesitas estrenar modelito. Y, lo has visto en la tele, aquí hay eventos cada semana: cumpleaños, galas para recaudar fondos que parecen bodas o las famosas fiestas de fin de curso en la que se elige al rey y la reina del baile y a donde no quieres ir sin pareja… Para comprar el vestido más deslumbrante o la corbata más original (a juego con el vestido de tu acompañante, por supuesto) se puede ir a South Costa Plaza, en Costa Mesa. Es el centro comercial más grande del condado y el que más vende de todo Estados Unidos, más de 1,5 mil millones al año. Otras opciones son LAB Antimall, especializado en tiendas independientes, o Fashion Island, en Newport Beach, con vistas al Pacífico.

The O.C. ofrece otros lujos, muchos de ellos gratuitos. Como la posibilidad de ir a la playa a diario, una temperatura agradable durante todo el año y una cultura surfera solo comparable a la de Hawái. La leyenda del surf local Corky Carroll situó el corazón de esta cultura en Huntington Beach. Conocida como Surf City USA®, cuenta con un paseo de la Fama del Surf y un museo internacional dedicado a este deporte. Todo, desde las tiendas de ropa a los bares y cafés respira un aire surfero y ‘cool’. Lo cantaba Katy Perry: “puedes viajar por todo el mundo, pero no hay nada parecido a la Golden Coast”. No hace falta ser una ‘California girl’ para darse cuenta, solo tener un buen puñado de dólares ahorrados. Y una tabla de surf.

Artículos relacionados

Muscle Beach: la cuna del fitness

Las playas Muscle Beach, en Estados Unidos, son los gimnasios exteriores más famosos del mundo. Culturistas como Jack LaLanne y...

Harry Potter se muda a California

La magia de Hogwarts llega al Universal Studios Hollywood de Los Ángeles con la inauguración del parque ‘The Wizarding World...

El tobogán preferido de Los Ángeles

Tres centímetros de cristal te separan del abismo en el Skyslide, la nueva atracción del US Bank Tower.

Campamento de verano para yonquis tecnológicos

“Surrealista y sorprendente”. Así se define Camp Grounded, el campamento de verano para adultos con sede en Mendocino, California. Para...