>>>Seychelles: la guía para no perderse nada

Seychelles: la guía para no perderse nada

Con 115 islas y más de un millón de kilómetros cuadrados de océano, en las islas Seychelles es fácil desorientarse. Te damos las claves para que solo te pierdas hasta donde tú quieras.
U

nas, de origen granítico; la mayoría, coralinas. Unas, declaradas parque nacional; otras, exclusivas. Pero todas paradisíacas. Así son las 115 islas de Seychelles. Desde Mahé, Praslin y La Digue, las tres principales, puede viajarse al resto de islas. Hay varios servicio de ferry y vuelos domésticos, pero también pueden contratarse excursiones de un día, llegar en helicóptero o alquilar una embarcación privada. Probablemente no tengas tiempo de visitarlas todas, por eso hemos hecho una pequeña guía para que no te pierdas lo imprescindible. Y siempre puedes volver a ver el resto.

Fisherman's Cove, Bel Ombre, Mahé
Mahé, el corazón de Seychelles

Casi todas las aventuras empiezan aquí, ya que es donde se encuentra el aeropuerto internacional. Mahé es la isla más grande del archipiélago con 28 kilómetros de largo y en ella se concentra casi el 90% de la población del país. Aun así, sus playas paradisíacas podrían ser las de una isla desierta. Beau Vallon es la más conocida, pero hay otras más íntimas, como Anse Major o Petit Anse. La capital, Victoria, también merece una visita, especialmente su mercado Sir Selwyn Selwyn Clarke Market y la torre del reloj. Para nota: un paseo por su jardín botánico y una excursión con subida al monte Seychellois, el punto más alto de Seychelles (906 metros).

Vallée de Mai
Praslin, el ex-jardín del Edén

Antes del asentamiento de los franceses en el s. XVIII, Praslin fue un refugio pirata. Y mucho antes, el jardín del Edén. O al menos eso pensó el general Gordon al visitar su Vallée de Mai. El bosque de palmeras es una de las principales atracciones de la isla por su belleza salvaje y por tener la mayor población de coco de mar, cuya curiosa (y gigantesca) semilla se ha convertido en todo un símbolo de las Seychelles.

Anse Source d’Argent, La Digue
La Digue, la isla sin prisa

Hacen honor al dicho africano de que “en Europa tienen los relojes y en África tenemos el tiempo”. Apenas hay vehículos motorizados, en La Digue prefieren la bicicleta y los carros tirados por bueyes. Todavía emplean métodos tradicionales para la construcción de barcos y pasar horas contemplando el paisaje está más que justificado, sobre todo si es Anse Source d’Argent, una de las playas más fotografiadas del mundo.

Tortuga en Curieuse Island
Tierra de tortugas

El atolón de Aldabra tiene la mayor población de tortugas gigantes del mundo, pero no es el único lugar de Seychelles donde pueden verse de cerca. Curieuse Island es una parada obligatoria para los fans de este reptil. Se puede llegar a ella desde Praslin y, además de tortugas gigantes, en sus costas también se pueden encontrar tortugas marinas Hawksbill que vienen aquí a poner sus huevos. También vagan libremente por Bird Island, donde hay unos 20 ejemplares conviviendo con miles de aves, y por la exclusiva Frégate Island. En esta última, protagonizan uno de los proyectos de conservación que ha tenido como objetivo restaurar la isla a su estado natural para que los animales se sientan como en casa. Para visitarla, es necesario contactar con el resort.

Silhouette Island
La vida en color verde

El color predominante en las Seychelles es el turquesa, pero el verde le sigue de cerca. Sobre todo en lugares como Silhouette, la tercera isla más grande del archipiélago. Su montañoso paisaje cubierto de vegetación puede verse desde Beau Vallon y está lleno de senderos. Otros lugares donde practicar el ecoturismo son la reserva especial de Cousin Island o Cerf Island, que se ha hecho famoso como lugar de picnic gracias a la sombra que regalan sus cocoteros.

Pez en Seychelles
Foto: Foto: Blue Sea Divers
Un mundo submarino

El snorkel y el buceo son dos de las actividades estrellas en las islas. Hasta hay un festival dedicado a la “economía azul”, el Seychelles Ocean Festival. Ile Cocos es uno de los mejores lugares de Seychelles para hacer snorkel por la claridad de sus aguas y la abundante vida marina. Desroches Island, del grupo de islas exteriores, destaca por sus posibilidades de buceo entre cañones y arrecifes. Otra apuesta segura es practicarlo en cualquiera las islas del Ste. Anne Marine National Park, el primer parque nacional marino del Índico. O mejor, en todas. Está claro: a Seychelles hay que volver varias veces.

Artículos relacionados

El dinero no da la felicidad, pero Seychelles sí

Pasar una semana en el paraíso ya parece un regalo, pero con estas ideas llevarás tus vacaciones al siguiente nivel.

Naturaleza XXL en Seychelles

Tiene una de las capitales más pequeñas del mundo. Quizá por eso la Naturaleza decidió compensarle a lo grande.

Hasta el fondo de Seychelles

Tiene 115 islas, pero aquí manda el océano. Sumergirse en sus aguas transparentes es la única forma de conocer Seychelles...

Seychelles, el paraíso accesible para todos los bolsillos

¡Millonarios, abran paso! Seychelles ha dejado de ser un destino prohibitivo y da la bienvenida a los turistas de a...