>>>De piratas, caimanes y otros cuentos
Foto: Pirates Week Festival

De piratas, caimanes y otros cuentos

Sus playas cuentan leyendas sobre corsarios y tesoros, y una vez al año sus calles se llenan de banderas negras con calaveras. Bienvenido a las Caimán, territorio pirata.
H
ay que perderse para hallar destinos inalcanzables o de lo contrario todo el mundo sabría donde están”. Lo dice el Capitán Barbossa, uno de los personajes más conocidos de la saga ‘Piratas del Caribe’, que tomó prestadas unas cuantas islas caribeñas para sus aventuras, entre ellas las Caimán.
Sus aguas quietas y turquesas invitan al sosiego, sin embargo, este idílico lugar situado a 290 kilómetros de Jamaica, entre Cuba y Honduras, fue durante los siglos XVI, XVII y XVIII guarida de piratas y punto de encuentro para marinos.
Este año el lema del festival es ‘La era del Romance’.
Foto: Pirates Week Festival

Otra forma de bucear

Una de las actividades más divertidas del festival es la búsqueda de un tesoro submarino. Los participantes intentarán no acabar ‘con sus huesos en el fondo del mar’. Sumergirse en las turquesas aguas de Caribe es parte del premio.

Cristóbal Colón fue el primero que descubrió estas islas, llenas de tortugas y cocodrilos, en 1503, durante su cuarto viaje a América. Pero fue un corsario, el inglés Francis Drake, quien las bautizó en 1586. Casi siglo y medio después, en la primavera de 1717, una pequeña goleta fue capturada en las costas de Gran Caimán. El cabecilla de la incursión era un marino inglés exiliado, con barba espesa y una reputación temible, llamado Edward Teach. Se trataba de Barbanegra, el implacable lobo de mar. No llegó por casualidad.
Las Caimán se habían convertido en la base preferida de bucaneros, colonos y filibusteros, en su mayoría ingleses y franceses. Su enclave estratégico permitía atacar a los galeones españoles. El establecimiento de colonias inglesas, francesas y holandesas, fue aprovechado por los piratas para crear centros de reparación y aprovisionamiento para sus barcos.
Antes de abandonar las islas es recomendable hacer una inmersión en los arrecifes y nadar con rayas. El mejor lugar es Stingray City, en Gran Caimán.
A día de hoy, la sombra de paraíso fiscal persigue a Las Caimán, quinto centro financiero del mundo. Su población, unas 60.000 personas, disfruta del nivel de vida más alto de todo el Caribe, pero reivindica con orgullo su pasado como escondite pirata. Por eso, desde 1977 celebra el festival Pirates Week, que atrae a más de 35.000 personas. “En ningún otro sitio del Caribe puedes hacer esto, en ningún otro lugar puedes vestirte más de una semana para una fiesta de piratas. Además, exhibimos nuestra historia, nuestra comida y nuestra música, afirma Melanie McField, directora del festival.
Las mascotas tienen su propio desfile virtual de disfraces en el ‘Pirates Pooch Parade’.
Foto: Pirates Week Festival
Este año tendrá lugar del 10 al 20 de noviembre. La mayoría de la actividades se centran en George Town, capital de Gran Caimán. El sábado 12 de noviembre los piratas la invaden desde el mar y atacan con dos fragatas el puerto de Hog Sty Bay. La tradición es ‘capturar’ al gobernador y tomar posesión de la isla durante una semana para acabar siendo expulsados hasta el año que viene.
Niños y adultos desempolvan sus trajes, se colocan el parche en el ojo, el garfio en la mano y salen al encuentro de aventuras. Los disfraces preferidos son de tripulante de cubierta para los chicos, con sombrero, pantalones corsario, chaleco, camisa blanca y pistola; y de moza pirata de alta mar para las chicas, con vestidos de corsé sin hombros, medias de red, sombrero y espada.
Durante diez días las calles de las Caimán se ponen ‘en guardia’ y se llenan de fuegos artificiales, conciertos, concursos de disfraces y desfiles. Uno de los más espectaculares es el ‘Illumination Parade’, celebrado por la noche y donde los participantes se ponen flotadores luminosos para marchar al cálido son de la música entre edificios coloniales de colores pastel. Porque como diría el capitán Jack Sparrow: “No todos los tesoros son oro y joyas”.
 

Artículos relacionados

Islas Caimán, no solo para millonarios

¿Por qué querrás ir a las Islas Caimán aunque no tengas millones para abrir una cuenta en un banco? En...

Fremantle, capital festiva de Australia

La ciudad natal de Bon Scott, el excantante de AC/DC, es un imán para los amantes de la música, el...

Las nueve islas de la adrenalina

Famoso por los avistamientos de ballenas, el archipiélago de las Azores es un parque multiaventura en el que practicar deporte...

Whitehaven beach: la playa ‘eco-friendly’

Si las playas se puntuaran como los hoteles, Whitehaven Beach sería de cinco estrellas.