Jóvenes

Mucho alcohol y poca ropa. Así es la semana más esperada del año para los universitarios americanos.