>>>El as bajo la manga de Macao
Foto: Nattee Chalermtiragool / Shutterstock.com

El as bajo la manga de Macao

Para visitar Las Vegas y Lisboa al mismo tiempo solo hay que viajar a China. Bienvenidos a Macao, capital de la exageración.
44.000 millones de dólares se juegan cada año en la ciudad china de Macao, siete veces más que en Las Vegas. Macao ostenta (en la sombra) el título de capital mundial de juegos de azar. En sus 30 kilómetros cuadrados concentra más casinos que extensión. Con 261 metros, el hotel y casino Grand Lisboa es el edificio más alto de la ciudad. Un mastodonte de 58 plantas con 800 mesas de juegos de azar y 1000 máquinas ‘tragaperras’. Custodiado por una vitrina circular, en el lobby brilla ‘The Star of Stanley Ho’. 218.08 quilates (46.62 gramos) lo convierten en el mayor diamante de talla cojín del mundo. Solo aquí hay cuatro restaurantes con estrella Michelin bajo el mismo techo: el del complejo Hotel Lisboa. Otro récord.
Se calcula que el coste total de The 13 es de 1,4 billones de dólares.
Foto: The 13

La Venecia asiática

Italia también está presente en Macao. The Venetian Macao es el mayor resort de su tipo en Asia. Un gigantesco complejo que incluye un hotel con casi 3000 habitaciones. La suite más grande ofrece un espacio de 355 metros cuadrados. Su estética está inspirada en Venecia, con réplicas de sus canales e iconos arquitectónicos.

Macao no disimula su fijación por ser ‘el más del mundo’. Wang se lanza a 233 metros desde la última planta de la Torre de Macao. ’Es el bungy jumping’ más alto del planeta. “No es muy diferente la emoción de saltar al vacío que la de tener 30 fichas de 10.000 dólares sobre la mesa”, dice Wang mientras comprueba su arnés de seguridad.
El juego no pasa por su mejor momento en Las Vegas de Asia. La crisis de China, de donde procede la mayoría de clientes, ha repercutido en su economía. Pero el lujo no se amilana. El hotel The 13 abrirá sus puertas en septiembre. Una experiencia al alcance de los que puedan invertir 129.000 dólares por noche. No demasiado cara si se compara con los siete millones de dólares que costaría hacerse una de sus suites de estilo francés. Un ascensor privado permitirá acceder a cada habitación. También los mayordomos serán de lujo. Recibirán una exhaustiva formación por el Gremio de Mayordomos Ingleses Profesionales. El creador del proyecto, Stephen Hung, ha realizado la mayor compra de Rolls Royce de la historia y estarán a disposición de los huéspedes. 30 unidades personalizadas del modelo Phantom, que incluyen los dos primeros Rolls Royce con detalles en oro y diamantes, los dos más caros por encargo del mundo. Un capricho de 20 millones de dólares cuyo objetivo es crear “una de las marcas de lujo líderes en el mundo”, según Hung.
The Venetian Macao tiene una réplica de la plaza de San Marcos con un techo artificial.
Foto: GuoZhongHua / Shutterstock.com
A él se unirán los diseñadores Karl Lagerfeld y Donatella Versace. El alemán ha elegido Macao para albergar el primer hotel diseñado completamente por él. Estará listo en 2017. Ese mismo año Versace verá funcionar en la ciudad china su tercer Palazzo Versace.
Macao es una de las ciudades con mayor densidad de población del mundo.
Foto: Eddy Galeotti / Shutterstock.com
El futuro de Macao convivirá con su pasado como colonia portuguesa. Durante casi 500 años y hasta 1999 esta península del sur de China perteneció a Portugal. Hoy es una mezcla de los dos. La plaza de Leal Senado es la parte más antigua y colonial. Forma parte del casco antiguo, declarado Patrimonio de la Humanidad. Con nostalgia de ciudad mediterránea, Macao conserva restos de fortalezas, mansiones coloniales e iglesias barrocas, como San Lorenzo y San Agustín. Alberga el grupo de propiedades históricas urbanas más grande de China. La presencia portuguesa impregna los carteles de azulejos de más de 400 años y el sabor a bacalao aún permanece. Las ruinas de la iglesia de San Pablo son el icono de Macao y el monumento más fotografiado de la ciudad. Tres incendios son los culpables de que hoy solo se mantenga su fachada barroca de granito y la escalera de 68 peldaños que conduce hasta ella. Las ruinas del que fue el templo cristiano más suntuoso de Asia viven sin complejos en la ciudad del lujo y la exageración.

Artículos relacionados

Coloane, el pulmón de Macao

Tres puentes unen la península china de Macao con la isla de Coloane. O quizá es al contrario, permiten alejarse...

Macao: el puente entre Lisboa y Pekín

Empieza en China, sigue por Portugal y acaba en un canal de Venecia. Así es un paseo por Macao, la...

Macao vuelve a ser el rey asiático del ‘shopping’

Ha cambiado las especias y la seda por ropa de diseño y complementos de lujo, pero Macao vuelve a ser...

Macao: lujo asiático a otro nivel

Un hotel compuesto solo de suites, servicio de limusina para recorrer la ciudad y un masaje con uvas y aceite...